Productos

Lana de Vidrio
13 agosto, 2018
Espuma Elastométrica
13 agosto, 2018
Mostrar todo

Lana de Roca

La lana de roca es un tipo de lana mineral fabricado a partir de la roca volcánica. Se utiliza principalmente como aislamiento térmico en las viviendas y como protección pasiva contra el fuego, pues conserva sus propiedades mecánicas intactas incluso expuesta a temperaturas superiores a 1.000 ºC.

Esta estructura permite conseguir productos muy ligeros con alto nivel de protección y aislación térmica, acústica y contra el fuego.

Es un producto natural compuesto básicamente con arena silícea para la lana de vidrio, y con roca basáltica para la lana de roca.

Categoría:
Descripción

La lana de roca es un tipo de lana mineral fabricado a partir de la roca volcánica. Se utiliza principalmente como aislamiento térmico en las viviendas y como protección pasiva contra el fuego, pues conserva sus propiedades mecánicas intactas incluso expuesta a temperaturas superiores a 1.000 ºC.

Esta estructura permite conseguir productos muy ligeros con alto nivel de protección y aislación térmica, acústica y contra el fuego.

Es un producto natural compuesto básicamente con arena silícea para la lana de vidrio, y con roca basáltica para la lana de roca.

La lana mineral tiene un amplio uso y es un producto reconocido como buen aislante acústico y térmico. Proporciona una importante ganancia de aislamiento acústico de los elementos constructivos a los que se incorpora, obteniendo una reducción sonora notable de hasta 70 decibelios.

La lana mineral permite soluciones diversas, de fácil colocación y que cumplen perfectamente los principios de resistencias mecánicas.

Para lograr este objetivo se necesitan revestimientos protectores ligeros y de larga vida útil. Por lo cual, este material se emplea tanto en construcciones nuevas como en rehabilitaciones.

La lana mineral puede encontrarse en cubiertas, forjados, fachadas, suelos, falsos techos, tabiques divisorios, conductos de aire acondicionado, protección de estructuras, puertas, mamparas y cerramientos exteriores.

Comportamiento térmico de la lana de roca

En su interior, la estructura de la lana de roca contiene aire seco y estable, por lo que actúa como un obstáculo a las transferencias de calor gracias a su baja conductividad térmica. Así aísla tanto de temperaturas bajas como altas. Contribuyen de forma muy importante a la reducción del gasto en calefacción y aire acondicionado, disminuyendo así el consumo de combustibles para estos fines y las consiguientes emisiones de CO2.

Comportamiento acústico de la lana de roca

Este material también frena el movimiento de las partículas de aire y disipa la energía sonora, debido a su estructura multidireccional y elástica, por eso se emplea también como acondicionador acústico para evitar reverberaciones y ecos excesivos.

Comportamiento frente la humedad de la lana de roca

Es un material que está hidrófugo, es decir, repele el agua. Debido a su estructura fibrilar, presenta una inapreciable resistencia al paso de vapor de agua, que reduce el riesgo de condensaciones en su interior.

Protección al medio ambiente de la lana de roca

La lana de roca es un aislamiento térmico que protege el medio ambiente:

  • Reducción de las emisiones de CO2
  • Reducción del efecto invernadero
  • Reducción de la lluvia ácida (emisiones de SO2 y NO2).

Otros usos

También es ideal para cultivar de forma hidropónica diferentes tipos de plantas, en vez de cultivarlas en suelo agrícola, un sistema más utilizado por la industria o por aficionados.

Valoraciones (0)

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Lana de Roca”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *